La Octava Isla, el único restaurante de Madrid en el que degustar la auténtica fusión canaria-venezolana



Ubicado en pleno corazón de la capital, este local sirve una variedad de platos exóticos, entre los que destacan las arepas y las salsas canarias como los mojos y el almogrote





La Octava Isla aterriza en Madrid para revolucionar el mercado culinario, combinando a la perfección la gastronomía venezolana con los platos canarios más sabrosos, todo ello en un ambiente cercano donde reina el trato cercano con los comensales y el “buen rollito”.


El proyecto nace de la ilusión de una pareja canaria de financieros que decidió emprender su propio negocio, basándose en una idea compartida en la comunidad de canarios que reside en Madrid: no hay ningún local en la capital que ofrezca arepas de calidad a un precio razonable.





La pareja compuesta por Samanta Montaner y José Carlos Rendón, y tras la experiencia que ambos han tenido con el sector de la hostelería en sus diferentes puestos laborales, apuestan firmemente por este concepto innovador a pesar de conocer la competencia que les rodea. “Sabemos que somos los nuevos en este mercado, pero tenemos claro que damos un servicio diferente: nos gusta escuchar al cliente y a ellos involucrarse con nosotros”, afirma Samanta.


Situado en pleno barrio Salamanca (C/ Velázquez, 117), La 8ctava Isla ofrece una carta muy variada y saludable, donde destacan las “consentidas” que le animaron a embarcarse en este proyecto: las arepas. Su masa, hecha a base de harina de maíz, es más sana que el pan, ya que están hechas a la plancha, y todos sus rellenos son pura proteína, pues están cocinadas “a caldero” (en ollas).


Carta Variada


De su carta, las arepas que más destacan son la Pelúa (carne desmechada y queso) y la Sifrina (pollo desmechado con aguacate y queso). “Pero sin duda cuando prueban la Pernil, se enamoran de ella”, reconocen los propietarios. Asimismo, los tequeños junto a las empanadas son de lo más solicitado en el local, y las reseñas de Google así lo respaldan. Entre sus postres, la estrella es la tarta “Tres leches”. “Está como para saltarse la dieta”, apunta Montaner. Aún así, quieren incorporar productos nuevos a la carta. Con toque canario, ofrecerán queso asado con mojo y papas arrugadas con mojo; con toque venezolano, incluirán cachapas, papelón con limón, la chicha y el Bruch Criollo (este último, disponible ya los fines de semana).





Para ellos, la calidad de sus productos es lo más importante, por eso se proveen diariamente de un mercado cercano al local. De esta forma, logran también disminuir las mermas de los ingredientes.